Viernes 23 de febrero de 2024 | Suscríbete al Newsletter de La Ley

Copias simples y literales de las partidas registrales se solicitarán verbalmente

Copias simples y literales de las partidas registrales se solicitarán verbalmente

La SUNARP modificó el artículo 130 del Reglamento General de los Registros Públicos. Asimismo dispuso que las copias literales serán entregadas, en un mismo acto, por el propio cajero certificador.

Por Cecilia Cerna

jueves 23 de octubre 2014

Loading

[Img #5626]

Adiós al llenado manual de formularios para solicitar copias simples y literales en Registros Públicos. A partir de ahora los interesados podrán solicitar verbalmente la expedición de dichas copias. Lo mismo para solicitar las boletas informativas del Registro de Propiedad Vehicular. 

Además, se dispuso que otorgamiento de las copias literales se darán en un mismo acto, por el propio cajero certificador, siempre que no excedan de 10 páginas.

Así se dispuso en la Resolución de la Superintendencia Nacional de los Registros Públicos N° 256-2014-SUNARP-SN, publicada el jueves 23 de octubre en el diario oficial El Peruano.  

Para ello, se ha dispuesto la incorporación de un segundo párrafo en el artículo 130 del Reglamento General de los Registros Públicos, el cual quedará redactado de la siguiente manera:

“Los certificados se expedirán a petición escrita, mediante formatos aprobados por la Superintendencia Nacional de los Registros Públicos, en los cuales se precisará el nombre y apellidos del solicitante, la naturaleza del certificado requerido, los datos de inscripción de la partida registral y la información que permita identificar el acto o actos cuya publicidad se solicita.

 

Lo dispuesto en el párrafo anterior no se aplica para la solicitud de copia literal de partidas”.

 

Con esta modificación se busca solucionar las deficiencias en el trámite de este servicio, pues ocurría que para la atención de solicitudes de copias simples y fedateadas en las oficinas registrales se demoraba en promedio de 15 a 30 minutos respectivamente; periodo que no incluía el tiempo comprendido desde que el usuario ingresaba a la oficina hasta la presentación de su solicitud y pago de derechos para la atención de dichos servicios. Ello sumado a las eventuales colas que se tenía que hacer para recabar las solicitudes como para entregarlas, generaba al usuario mayores molestias.

NEWSLETTER DE LA LEY.PE

NOTICIAS RELACIONADAS